Datos reveladores: La agricultura intensiva contamina todo, hasta nuestra comida; #PueblosFumigados con #Glifosato #Clorpirifós #Lindano

Tractor fumigando en exceso, contaminando la tierra, el aire y los acuíferosLa agricultura intensiva requiere usar toneladas y toneladas de insecticidas y herbicidas. ¿Dónde acaban esos productos? ¿Cuáles son sus efectos secundarios? Parte de ese veneno acaba en nuestra comida (junto con los famosos microplásticos). El resto sigue envenenando la naturaleza: contamina la tierra, los acuíferos, los ríos, los mares y el aire (por filtración, arrastrados por la lluvia o por evaporación).

Desde el agricultor a tu plato y a todos los ecosistemas

Informe sobre lo que contamina la agricultura, ríos, lagos, mares, aire y tierra.El informe “Ríos hormonados” revela el alto grado de contaminación de los ríos españoles, en los cuales se han encontrado al menos 46 plaguicidas (26 de ellos con capacidad para alterar el sistema endocrino). Además, muchas de esas sustancias están prohibidas.

El problema persiste en todas las cuencas y su magnitud real es desconocida. Pensemos que los agricultores usan más de 400 sustancias que deberían preocuparnos y que, como mucho, se han analizado solo 58 de esas sustancias para saber si llegan o no a los ríos. El río más contaminado es el Júcar seguido del Ebro. En el primero se han encontrado 34 de los 57 plaguicidas analizados, 22 de ellos ya prohibidos. Encontrar plaguicidas prohibidos puede deberse a su gran persistencia en el medio, o bien, a que aún se están usando ilegalmente.

Las mujeres, los niños y las abejas, los más intoxicados

Clorpirifós es un insecticida organofosforado cristalino que envenena por colapso del sistema nervioso del insecto y afecta también a las personas.El plaguicida más encontrado en nuestros ríos es el clorpirifós, el cual también se ha hallado en alimentos españoles, y es altamente tóxico: daña el sistema nervioso y el desarrollo cerebral de los niños, por mencionar algo grave. En numerosas muestras también se ha encontrado lindano y el famoso glifosato (que se usa hasta en los parques de algunas ciudades). Recientemente ha sido condenada la empresa Bayer, por no avisar del riesgo de cáncer en el etiquetado del glifosato, mientras muchas voces piden su prohibición absoluta. El glifosato es considerado cancerígeno y está tan extendido que lo han encontrado hasta en alimentos infantiles o cereales del desayuno.

Pero no todo son malas noticias. La Unión Europea vetó los insecticidas que matan a las abejas y otros polinizadores (neonicotinoides). Está demostrado que esos insecticidas contaminan también el agua. Sin embargo, hay países que dan autorizaciones de emergencia para usarlos. Para evitar ese abuso están recogiendo firmas. Pero además, recientes estudios prueban que los nuevos pesticidas alternativos a los neonicotinoides también son malos para las abejas.

En el libro “Medio ambiente y salud“, la endocrina Carme Valls-Llobet denuncia que esta contaminación tan generalizada afecta más a las mujeres, pues sus cuerpos acumulan más toxinas al tener mayor porcentaje de células grasas. El foco está en lo que comemos, bebemos y respiramos… pero hasta los productos para la piel tienen tóxicos. Según esta doctora, el 45% de los alimentos tienen residuos tóxicos, sobre todo pesticidas de una mala praxis en la agricultura.

El oncólogo Javier Espinosa afirma que la causa principal de cáncer son los alimentos con agroquímicos. En Argentina lo saben bien: allí hay muchos “pueblos fumigados” en los que la causa de muerte de 1 de cada 3 difuntos es el cáncer, siendo 1 de cada 5 en todo el país. En algunos pueblos fumigados se agrava la mortandad llegando a ser 1 de cada 2 personas, según indica la Red de Médicos de Pueblos Fumigados.

España, en situación crítica

España es el país de Europa que más plaguicidas usa: 78.000 toneladas al año, lo que supone el 20% del total de la UE. La salud de los españoles y de nuestra biodiversidad está en manos de los agricultores que, en demasiados casos, abusan de pesticidas muy peligrosos. Por otra parte, las autoridades no apoyan la agricultura ecológica y la mayoría de las ayudas van a los campos que más contaminan.

Según el informe Cifras del cáncer en España 2018 de la Sociedad Española de Oncología Médica, “en números absolutos, España es uno de los países europeos en los se diagnostican más tumores y en los que fallecen un mayor número de personas por cáncer“. ¿Hay relación entre tanta mortalidad y el abuso de pesticidas?

Igual que existe la certificación de productos ecológicos, se podría crear una certificación paralela de productos semi-ecológicos, con controles que garanticen que se usan menos de la mitad de los tóxicos usados actualmente. El objetivo sería obligar a que, en pocos años, todos los agricultores tuvieran esa certificación, que incluso podría modificarse paulatinamente.

Muy lejos de medidas de ese tipo, los diversos gobiernos tienen como objetivo principal aumentar los regadíos y para ello hacen lo que sea necesario: aprueban trasvases de agua sin precauciones ecológicas y hacen la vista gorda ante miles y miles de pozos ilegales, como en Doñana y Murcia. Esto genera un exceso de agricultura con graves consecuencias ecológicas, como queda patente, por ejemplo, en el lamentable estado del mar MenorCarmen Molina, diputada andaluza de Equo, dijo que “seguir insistiendo en aumentar regadíos es sencillamente proponer el suicidio de comarcas enteras“, porque no hay agua para todo lo que queramos.

El papel de las autoridades es velar por nuestra salud y, por tanto, deben poner en marcha planes urgentes que permitan reducir las tierras de regadío ilegal y reducir también drásticamente el uso de estos químicos tan nocivos. No obstante, no podemos ignorar el poder de nuestras decisiones personales para proteger tanto el medioambiente como nuestra propia salud: somos responsables de lo que comemos. Al menos, bastante responsables.

Más información:

Acerca de Pepe Galindo

Estamos en el mundo para aprender y ayudar y, si es posible, disfrutar. Es autor del libro "Salvemos Nuestro Planeta" (ver apartado de libros resumidos de Blogsostenible).
Esta entrada fue publicada en Agricultura, Agua, Biodiversidad, Malas noticias, Medio Ambiente, Noticias de España, Salud y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Datos reveladores: La agricultura intensiva contamina todo, hasta nuestra comida; #PueblosFumigados con #Glifosato #Clorpirifós #Lindano

  1. Pepe Galindo dijo:

  2. Carlos Padrón Castaño dijo:

    Bueno,Las consecuencias las tenemos en nuestra salud. Un sistema comercial que prima el beneficio económico por encima del bienestar y la salud. Todo forma parte de todo, todo es consecuencia de todo.

  3. Pingback: Todo por el clima, porque significa mucho más que eso: #RiseForClimate o #EnPiePorElClima | BlogSOStenible: Noticias medioambientales y datos… aportando soluciones

  4. Pepe Galindo dijo:

    Si te gusta ese pequeño corto animado te recomendamos estos otros tres cortos, del mismo autor Pernan Goñi, @pernan.

  5. Pepe Galindo dijo:

  6. Pingback: ¿Qué es una Nueva Cultura del Agua? Conclusiones del X Congreso Ibérico de Gestión y Planificación del Agua | BlogSOStenible: Noticias medioambientales y datos… aportando soluciones

  7. Pingback: Conclusiones X Congreso Iberico de gestión y planificación del agua | Ecologistas Palencia

Deja tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s